febrero 22, 2021

BUIT, de Mayice Studio para GANDIABLASCO, en el Madrid Design Festival

Colecciones / Diseñadores / Eventos

MADRID DESIGN FESTIVAL: BUIT de Mayice Studio

Fernán Gómez Centro Cultural de la Villa

Plaza de Colón, 4, 28001 Madrid

El Fernán Gómez Centro Cultural de la Villa acoge, hasta el 14 de marzo, la exposición colectiva “Madrid Design Portrait”. Una veintena de nombres reunidos con la excusa de tomar un retrato de familia a los principales actores del diseño de la capital: del diseño de producto al diseño gráfico, pasando por la moda, la ilustración o el diseño de interiores, entre otros campos.

 

Los arquitectos Marta Alonso Yebra e Imanol Calderón Elósegui, fundadores de Mayice Studio, no podían faltar en esta representación del efervescente tejido creativo de Madrid. Rindiendo tributo a la fusión única de artesanía y tecnología Made in Spain, han desembarcado en la muestra con tres piezas de diseño funcional y gran fuerza ornamental, casi escultórica.

 

Creada especialmente para la RO Summer Gallery 2020 de Rossana Orlandi en la Promenade de Port (Porto Cervo, Sardeña), una edición especial de BUIT atrae todas las miradas. BUIT, la primera colaboración entre Mayice Studio y GANDIABLASCO, ha sido concebida a partir de una malla de aluminio 5745 ultraligera que, al curvarse y plegarse, no solo da lugar a diferentes formas de sentarse sino que genera espacios. Además, gracias a las propiedades de su estructura, es fácil de combinar e integrar en todo tipo de ambientes, ya sean interiores o exteriores. BUIT ha recibido el reconocimiento de premios internacionales como los Archiproducts Design Awards (en la categoría outdoor) y los NYC Design Awards de Interior Design Magazine (en la categoría Outdoor Seating).

 

Marta e Imanol responden a nuestras preguntas sobre su paso por el Madrid Design Festival y charlamos sobre tradición y vanguardia, belleza etérea y objetos con alma.

Cuando diseñamos BUIT queríamos tratar el aluminio de manera distinta a lo habitual, evitar los perfiles ya prefabricados y llevar el material al límite en su espesor y cantidad. Por medio de la forma, los llenos y vacíos, y el juego de luces y sombras, hemos logrado que la pieza sea muy ligera visualmente.

Habéis sido seleccionados como uno de los representantes del talento creativo local junto a grandes firmas y diseñadores como Kike Keller, Izaskun Chinchilla, Álvaro Catalán de Ocón, Lucas Muñoz, Mad Lab o Patricia Bustos… ¿Cómo diagnosticaríais el estado actual del diseño en Madrid?

 

El diseño y la creación de diseñadores y creativos en Madrid está viviendo uno de sus mejores momentos. Muchos de los diseñadores del Madrid Design Portrait, que es un proyecto también digital, han tenido en los últimos años un gran reconocimiento internacional con premios de gran valor como los Frame Awards en Holanda, los Archiproducts en Milán, los EDIDA de Elle Decor, los premios de la revista AD, y los Best of the Year y NYC Design Awards, ambos en Nueva York, entre otros.

 

Las razones por las que en este momento estos creativos estemos en Madrid las desconocemos, pero si hablamos en primera persona, para nosotros Madrid es una ciudad con una luz muy bella, una gran historia de cruce de culturas, gran contenido cultural y variedad. Es una ciudad que nos ha regalado momentos y experiencias inolvidables.

 

En la cuarta edición del festival, GANDIABLASCO ha formado parte, de vuestra mano, de esta panorámica del tejido del diseño que es “Madrid Design Portrait”. ¿Por qué os pareció que BUIT encajaba en el proyecto?

 

Nuestra idea para esta exposición nos llevó a pensar en cuál sería nuestro retrato. Por ello elegimos estas tres piezas y construimos una atmósfera en la que todas estaban en diálogo con la misma importancia: BUIT diseñada para GANDIABLASCO, ANELLO y DUNE, diseño para LZF. Las tres piezas están llenas de aire, ligereza, y nos dimos cuenta que inconscientemente representaban lo que somos y a GANDIABLASCO y LZF. Estas tres criaturas están presentadas sobre una plataforma elevada en color neutro, construyendo un diálogo y transmitiendo la ligereza y honestidad de cada diseño.

 

Cuando diseñamos BUIT para GANDIABLASCO queríamos representar un gesto que resume la evolución experimentada durante una historia que, precisamente en 2021, llega a sus 80 años: cómo la compañía comenzó trabajando con el textil y pasó a crear espacios para exterior e interior. La malla de aluminio representa una alfombra que se deforma para construir un sofá, una mesa, un espacio. En la malla de aluminio se entrelaza un textil muy especial producido por Kvadrat-Febrik. Para nosotros, esta pieza representa la apuesta por la innovación en toda la trayectoria de GANDIABLASCO así como un diálogo entre artesanía y tecnología.

 

La atmósfera en la que se exhibe BUIT respira artesanía y vanguardia, y la habéis descrito como un “diálogo entre piezas etéreas”. ¿Cómo puede el aluminio –que normalmente asociamos a la durabilidad y a la resistencia–, transformarse en algo etéreo?

 

El aluminio nos parece un material fascinante, por su color natural, ligereza, durabilidad y resistencia. Es un material sofisticado, delicado y elegante, siempre según el tratamiento que se le aplique.

 

Cuando diseñamos BUIT queríamos tratar el aluminio de manera distinta a lo habitual, evitar los perfiles ya prefabricados y llevar el material al límite en su espesor y cantidad. Por medio de la forma, los llenos y vacíos, y el juego de luces y sombras, hemos logrado que la pieza sea muy ligera visualmente.

 

De vuestro trabajo se dice que consigue reflejar la esencia e historia de los materiales. El aluminio de BUIT comparte escena con el protagonismo del cristal en dos luminarias que llevan vuestra firma: ANELLO y DUNE, para LZF Lamps, Premio Nacional de Diseño 2020. ¿Qué es lo que hace que un objeto o un material pueda transmitir su alma?

 

Cuando trabajamos con los materiales nos gusta entenderlos, desde que son materia prima hasta que se transforman, desde la manipulación del artesano o máquina hasta el resultado final. Es un aprendizaje que nos sirve para entender y llegar a la esencia del material y, a menudo, llevarlo hasta el extremo de sus posibilidades.

 

En particular, para nosotros el vidrio tiene alma, porque cuando ves una pieza a través del sol, puedes apreciar el proceso que ha sufrido, desde los cambios de temperatura en el horno a sus tensiones, hasta las manipulaciones del artesano. Ver el proceso de fabricación con el fuego es un proceso muy mágico y especial. Nos gusta mucho ver más allá del material.

 

Diseños como BUIT tienen una dimensión reflexiva, artística e inmaterial. Pero, a la vez, sorprenden por su funcionalidad y tangibilidad. De hecho, BUIT es súper versátil y de carácter modular. ¿Qué tiene más peso para vosotros a la hora de afrontar un nuevo diseño?

 

Para nosotros, las dos funciones son fundamentales. Debe haber una reflexión e investigación pero también tiene que ser funcional. Esto lo aprendimos tras conversaciones con Rossana Orlandi. Ella nos decía: «una pieza te tiene que llamar la atención pero tiene que ser necesariamente funcional porque se tiene que vender». Tiene toda la razón.

 

Así pues, intentamos diseñar piezas que te transmitan alguna emoción, pero también que puedas disfrutar de ellas, usándolas.

 

BUIT acaba de aterrizar en las páginas de nuestro nuevo catálogo, inspirado por la conexión entre interiores y exteriores. BUIT cristaliza esa conexión al poder trenzar, en su malla metálica, la cuerda textil desarrollada por Kvadrat-Febrik. Del frío del aluminio a la calidez del textil, que toma prestada de las estancias interiores para trasladarla al outdoor. ¿Tiene sentido seguir hablando de interiores y exteriores como espacios antagónicos?

 

Creemos que en la buena arquitectura, tradicional o moderna, siempre existe un diálogo entre exterior e interior.

 

No nos gustan las fronteras, ¿por qué un mueble de exterior no puede servir para interior? o ¿por qué un mueble de interior no vale para exterior? Esta última tiene respuesta, por el material o su tratamiento. Pero, conceptualmente, una silla o sofá de exterior puede encajar perfectamente en un interior, por qué no.

 

¿Qué es lo que más valoráis de un ambiente exterior?

 

Valoramos mucho la naturaleza y el respeto por el medio ambiente.

 

Cuando se diseña un objeto o una vivienda o cuando se toman decisiones en el trabajo del día a día… creemos que cualquier actuación tiene que respetar y adaptarse lo mejor posible al medio ambiente, tanto al impacto visual como residual.

 

¿En qué otros proyectos estáis inmersos actualmente?

 

Estamos trabajando desde hace un año para el Museo de bordados de seda en Suzhou, China.

 

Nos contactaron porque querían realizar diseño contemporáneo con su técnica de bordados. Lo estamos terminando justo ahora y está siendo una experiencia muy enriquecedora en lo creativo, en lo personal y por el intercambio de culturas. No hemos podido viajar todavía debido a la situación actual pero nos están enseñando los avances y estamos sorprendidos del resultado. Es el único taller de bordados de seda del mundo que trabaja para el emperador de Japón.

 

Las colecciones se llamarán «La revolución de la naturaleza» y SEDA.

Síguenos para conocer más sobre nuestras novedades